Relato: La Directora del Colegio



Relato: La Directora del Colegio

La Directora del Colegio (Favor de colocar en: SEXO CON
MADURAS, Gracias!)


Cuando la ví por primera vez, acompañaba a mi cuñada a una
junta de firma de boletas, Diana, como la llamaré, se encontraba muy atenta a lo
que la maestra de mi sobrino decía a los padres de familia, por cierto Miss
Brenda era una chica muy guapa, 25 años aproximadamente, delgada, de poco busto
pero generoso trasero y con un rostro que, sin ser el de un ángel si era muy
atractivo, en fín, esa es una historia que ahora mismo está en proceso, regreso
a lo que nos ocupa, Diana es una mujer con mucho porte, de aproximadamente 42
años, delgada de trasero apetecible y un busto, por decirlo de alguna manera de
medida promedio, su cabello tenido claro hacía resaltar lo claro de su piel y
sus hermosos ojos miel.


En un momento dado, cruzamos nuestra mirada y me sonrió,
correspondí en la siguiente ocasión que nos vimos, para ese momento me importaba
un bledo que la Miss estuviera de mejor ver, por su edad, que esta atractiva
señora, salimos del salón y mientras mi cuñada platicaba con Miss Brenda, yo me
acerqué un poco a la Directora para saludarla, ella descompuso su semblante al
mirar la hora.




Dios mío, que tarde es, no llegaré a la junta con el
consejo!


Miss si me permite puedo acompañarla, es decir llevarla,
donde es?


No se preocupe, tomaré un taxi, gracias!


Permítame llevarla, irá más segura.


Miss, mi cuñado maneja muy bién, irá segura y llegará a
tiempo, yo tomaré el taxi.


Gracias iré por mis documentos.




Salió corriendo y apenas subimos a mi auto arranqué, no era
lejos pero con el tráfico seguro ella hubiera llegado tarde, afortunadamente
llegamos con unos minutos anticipadamente y antes de bajar del auto agradeció en
más de una ocasión, cuando estaba por bajar le pregunté:




Sin otro afán, va usted saliendo a la escuela?


Si pero no se preocupe, ahora si tomaré un taxi...


Por favor, permítame esperarla.


Tardaré un poco más de una hora, no se moleste yo...


Insisto, será un placer para mi.


Bien abajo hay una cafetería si gusta nos vemos ahí
saliendo.




La esperé por una hora y veinticinco minutos, leía una
revista que la chica que atendía la cafetería me prestó, por lo que pude
quedarme en la barra, tomando u capuchino, leyendo la revista pero también
deleitándome viendo su trasero apenas cubierto por una faldita muy corta que se
levantaba al agacharse ella, por cierto muy seguido o en si defecto sus tetas
que amenazaban salir de su diminuto bra, su cara la hacía verse un tanto vulgar
por la forma de maquillarse, pero era muy amable, después note que se había dado
cuenta que la espiaba pero nunca dejó de hacer sus tareas aún cuando sus pezones
ya se notaban erectos, comencé a hacerle la plática y sin más me dio un papel
donde anotó un número y me dijo:




Se a donde vas, puedes llamarme a casa, aquí estoy
trabajando y no pierdo mi tiempo, te parece bien?


O.K., te llamaré por la noche.


Seguro te sobrará fuerza después de atender a la abuela
que acompañabas...


Esperame, que quieres decir?


Ví como le arrancabas la ropa con la vista cuando subía
las escalera, no mientas.


Es que la verdad ando un poco alto de temperatura y se me
hace que pudiera ayudarte a ti también.


Ah si?




Sin más que echar un vistazo rápido al local y notando que
era muy poca la clientela, abrió la puerta de la barra y me invitó a pasar a la
"trastienda", un cuarto un poco oscuro usado como almacén, nos acomodamos en
unas cajas y sin más saco mi falo para lamerlo con verdadera maestría, me lancé
a tocar su entrepierna, noté que ya estaba empapada, seguí tocando al momento
que le anunciaba mi venida, paró de inmediato, abriendo las piernas y haciendo
su tanga de lado me ordenó, si!, me dijo:




Te quiero adentro pero ya!, será rápido pero te digo
antes que detesto los eyaculadores precoces, si eres de ellos mejor dilo
antes.




Haciendo como que no la escuchaba e insertándome protección
la penetré a toda velocidad me pidió le tapara la boca pués no dejaría de gemir
aunque se escuchara y dado que sería solo un instante lo disfrutaría al máximo,
solo fueron unos minutos me pidió terminar para seguir con su labor, seguí un
momento más a toda velocidad para después vaciarme y apenas me arreglé la ropa
fui corrido al exterior sin más, volví a sentarme en la barra y ella, ya con
todo descaro siguió trabajando y abriendo las piernas o sacándose un seno cuando
estaba agachada tras la barra, el resultado: mi calentura no disminuía, minutos
después Diana bajaba, se acercó a mí y me pidió sentarnos en una mesa, la chica
de la barra me lanzo un discreto beso y con una seña insistió que le llamara más
tarde.


Diana estaba contenta pues había logrado convencer al consejo
de cierto asuntos, aceptó tomar un refrigerio antes de volver al colegio y
platicamos un poco sobre nosotros para más tarde volver a su oficina, en ella,
me invitó a descansar un poco del calor reinante afuera, seguímos platicando con
refresco que su secretaria nos ofreció dando a notar que ya era hora de
retirarse, Diana decidió revisar unos documentos antes de retirarse, minutos
después nos quedamos solos en la Dirección, salí solo a ver si todavía estaba
Miss Brenda pero ya no se encontraba nadie más que la vigilancia.


Regresé a la oficina y Diana leía sus documentos, viendo unos
diplomas colgados en la pared me acerqué por detrás de ella, notó mi presencia
pero siguió concentrada, bueno eso creía hasta que la ví sacudirse por un
escalofrio,




Perdón no quise incomodarla...


No, no es eso, perdóneme usted a mí fue totalmente
involuntario.


Si pudiera hacer algo para compensar...


No se preocupe yo...




Intentó levantarse de su escritorio, como no se percató lo
cerca que estaba de ella, chocó conmigo y cuando estaba a punto de caer hacía
atrás la detuve tomándola por esa cintura verdaderamente deliciosa, nos quedamos
un micro tiempo en esa posición, suficiente para aprovecha y besar muy
suavemente sus labios, mil colores circularon a toda velocidad por su rostro, no
sé si el shock fue el culpable de que no reaccionara de inmediato, pero
aproveché para besarla más profundamente, abrió sus labios y se dejó dar un beso
largo y agradable, según supe después.




No arruinemos esto que puede ser una buena amistad...


Diana, me pareces una mujer muy bonita...


Somos casados, ya lo olvidaste?


No, pero esto superó mi voluntad, que puedo hacer?


No eres precisamente una persona con voluntad débil, es
acaso deseo?


No creo, más bién...


Calentura?




Volví a acercarla a mí para volver a besarla, la blusa no se
resistió a ser desabrochada ante la advertencia de ella de no hacerlo ya que los
de seguridad nos verían, la solté solo para ir a asegurar la puerta, regresé y
ella parecía reaccionar.




No sigas, por favor, esto esta muy mal, no creo poder
seguir, mejor vete...




Me acerqué para girarla y restregarle mi falo que luchaba por
salir de su prisión, ella lo sintió y aunque no se pegaba más a mi cuerpo nunca
intentó tampoco retirarse, volví a desabrochar su blusa para tocar sus tetas
bajo un bra exquisito de encaje y seda, de media copa, seguí con su pantalón, al
principio agarró mis manos y no dejaba quitárselo, intenté convencerla besando
su cuello hasta que se rindió, ahora sentía que levemente recargaba su culo,
logré desabrochar y bajar su pantalón, metí mi mano entre sus piernas, trató de
evitarlo pero como no desistí, solo murmuraba que no la lastimara,
repentinamente sentí su mano sobre mi pantalón, buscaba la cremallera, misma que
encontró y bajó con mucha habilidad, su pantalón cayó y, al agacharse a
recogerlo, disfruté ver su culo enfundado en un bikini que hacía juego con su
bra, pero otra cosa muy importante, no tenía una sola marca de celulítis!, sus
piernas bien delineadas y sus nalgas firmes e igualmente bronceadas, la tomé de
la mano y la llevé al sofá en la sala de espera, la senté y frente a ella me
hinqué para besarla y tocar su entrepierna, se extendió un aroma exquisito
mezcla de sus jugos y perfume, por momentos tocaba y habiendo descubierto uno de
sus senos lo besaba, después ya chupaba y mordía suavemente ante la entrega
total de ella a mis deseos, subí sus piernas a mis hombros para hacer a un lado
sus bikini y hacer una sesión de sexo oral, sus gemidos aumentaban pero
recordando donde se encontraba se reprimía, yo no, cada vez más aceleraba el
ritmo de mi lengua hasta que me tomó por los cabellos y me pedía que no dejara
de hacérselo, explotó con un leve gemido, aproveché para retirarle el bikini, el
bra, que se desabrocha por el frente ya estaba sobre el sofá, ella lo retiró
para dejarme tocar sus tetas algo duras y de pezón más bien discreto.


Me levanté de la alfombra para acostarla en el sillón intenté
penetrarla pero ella me detuvo antes para introducirse mi falo en la boca




Ahora lo haré yo.


Pensé que...


Todo es válido si los dos estamos de acuerdo, te parece?


Excelente




Comenzó una de las mejores sesiones que antes tuviera, lo
hacía con sumo cuidado recorriendo cada centímetro con su lengua, apretando de
vez en cuando con los labios como nunca pensé sentir alguna vez, después de un
tiempo le anuncié que terminaría, se detuvo mientras me permitía chupar sus
tetas, reinició la sesión con mi miembro, minutos después me indicó que deseaba
ser penetrada, poco a poco y dejando un instante solo la cabeza adentro, tomaba
sus tetas y labios en forma alternada, después entrando y saliendo lentamente
introduje el resto para tiempo después ya movernos muy fuerte ya que al parecer,
ella había perdido el control de sí misma, solo reprimía sus gemidos pero no su
accionar, le anuncié que ya estaba por terminar un par de veces, entonces se
detenía pero muy poco tiempo después reanudaba su movimiento y yo volvía a
atacar después del leve receso, en dado momento me pidió vaciarme dentro de
ella, le pedí terminar en otro lado.




Quiero complacerte pero es muy doloroso para mí.


Lo haré despacio.


Espero sea como prometes.




La giré y tomando sus nalgas con mis manos la penetré muy
despacio, aún así se quejó, esperé cada momento para que se acostumbrara, cuando
logré insertarlo todo esperé de nuevo, repentinamente ella comenzó un rico
movimiento y me pidió que me quedará de momento quieto, ella iniciaría cuando me
lo indicara podría moverme con toda libertad, así sucedió, repentinamente ella
exclamó "ahora, cógeme pero muy fuerte mi amor!", me agradó escuchar que se
soltaba un poco más y ataqué con todo mientras ella decía "más fuerte amor, dame
más fuerte!", seguí con más fuerza compensando el dolor que tal vez sintiera con
un masaje a sus tetas, mismo que la hacía gemir y de vez en cuando agarrar mis
manos para guiarme como hacérselo, cuando le anuncié mi inminente venida
respondió "Lléname amor, anda, quiero sentir tu calor, dámelo todo!" así que
terminé pués ya no aguantaba más, sentí como se relajaba igual que yo,
terminamos vistiéndonos, ella un tanto apenada lo hacía en silencio.




Que pasa Diana, es que te arrepientes?


No debimos... no es justo para ellos.


Eres felíz con tu esposo?


No precisamente, pero le debo respeto, ahora debes irte.


No me gusta lo que me comentas, quisiera platicar
contigo...


Si pero otro día, toma una tarjeta de ahí y llámamé a mi
celular la otra semana.


Bien, te llamaré, también te dejo mi tarjeta...


No!, si la ve mi esposo...


No es válido que un Asesor Financiero te dé su tarjeta?


Bien, nos vemos después, solo te aclaro que después de mi
esposo solo tú...


No tienes por que dar explicaciones Diana, te veré
después




Salí del colegio y el vigilante me miró con recelo, lo
percibí y le pregunté.




Puedo ayudarle en algo?


Nnno Señor!, disculpe.




Percatándome de su nerviosismo le dije:




Cuida mucho a la Srita. Diana, nunca te perdonaría que
cualquier cosa mala le suceda, me entiendes?


Sssi señor, entiendo, yo soy como una tumba.


Nunca he visto una tumba dentro de otra y tampoco me
interesa verlo, O.K.?


Sssi señor, no tenga pendiente.




Ya en casa, mi cuñada me llamó para ver que sucedió con la
Directora:




Llegamos a tiempo, como encontré un amigo, pude esperarla
mientras platicaba con él, regresamos a la escuela y me fui a atender un
asunto.


Que bueno, es una señora excelente, lástima de marido, no
la merece.


Por que lo dices?


Dicen en el colegio que, al parecer, la golpea, el señor
era Militar, imagínate.


No imaginaba tal cosa, lástima por ella.




Pensaba en ella cuando recordé a la chica de la cafetería,
era ya un poco tarde y aprovechando que para variar, mi mujer estaba
precisamente con esta cuñada para celebrar un baby shower de una amiga mutua,
decidí llamarle, cuando me contestó me percaté que no anotó su nombre en el
papel:




Soy la persona que...


Sé perfectamente quién eres, como estás?


Desconcertado, no sé tu nombre.


No hizo falta por la mañana, por que ahora si?


Eres un poco extraña, en fín, me gustaría ver que podemos
hacer en unos momentos si paso por ti.


Yo creo que mucho, te espero afuera del antro que está
sobre la principal en unos 30 minutos.


O.k. te veré ahí.




Salí con anticipación pués no me gusta ser observado al
llegar, decidí no dejar el auto con el valet, lo guardé en una pensión a la otra
cuadra y esperé a esta chica que llegó muy puntual, vestía muy sensual, un
vestido marino muy pegado a su delgado cuerpo, sus tetas parecían querer
salirse, ella caminaba muy sensual, lo único era, como dije antes, su rostro un
tanto vulgar, llegué tras de ella y la tomé por la cintura, al voltear la besé
en la boca.




Sigues muy caliente verdad?


Así es...


Pués si algo habrá, deberás esperar un par de horas,
quisiera bailar un rato, me invitas?


Si solo es cosa de un par de horas y me aseguras que
habrá más que en la mañana, vamos a entrar.




Entramos a una pocilga verdaderamente deprimente, manadas de
vagos visiblemente drogados deambulaban tocándole el culo y lo que podían a
cuanta puta se encontraban de frente, el cuerpo de seguridad se veía fácilmente
rebasado por momentos.




A esto te gusta venir?


Claro, crees que soy como para esperar a mi marido en
casa con escuincles y comida caliente, no mi amor, esto es la neta y vengo a
ver que encuentro, te veo aquí en dos horas y si no quedo muy cansada, vamos
a donde quieras.




Me quedé un tanto desconcertado, decidí estar un momento y
si, además de no agradarme este ambiente, la perdía de vista me iría a casa tal
y como llegué.


Seguí a una chica con la vista perdida y la blusa abierta en
más de la mitad, sus tetas eran pequeñas pero en un bra de encaje negro se me
hicieron apetecibles.




Que hay preciosa?, gustas tomar algo?.


Un viaje carnalito, ando muy mal.


Y que gano yo?




Sin oportunidad de nada me tocó encima del pantalón y me puso
una de mis manos sobre sus tetas, la jalé a un rincón para seguir un rato más,
un tipo se acercó, igual o peor de intoxicado que la chica.




Deja a mi valedora güey esa es carne pa´la banda.


Espérate pendejo me va a dar un viaje...


Y también a ti si no te largas de ya.




No sabiendo en que planeta andaba se dio la vuelta y fue a
dar con otros iguales a él, mientras tanto, la chica ya estaba dándome una
sesión oral, por cierto bastante mala, más de una mordida me hizo retirarla y
alejarme a buscar a Raquel o "la Foxi", según pude investigar ahí mismo ese era
nombre y apodo de la chica que quería probar de nuevo, cuando la encontré dos
tipos la manoseaban ya bajo la falda y ella tenía el miembro de uno de ellos con
una mano y con otra descubriéndose un seno, decididamente no desperdiciaría lo
que pagué de entrada para que otros la disfrutaran, me acerqué y el más lúcido
me dijo que había pagado dos viajes por esta chica, si le daba lo de uno me
dejaba participar, lo que recibió fue un empujón y el llamado a seguridad para
que, por una propina, lo llevaran a otro lado, el segundo bastó aventarlo a un
grupo que lo corrió a golpes para perderse al fondo de este chiquero, cuando vi
a Raquel, parecía haberse tomado una farmacia completa, con la vista perdída y
la ropa totalmente desarreglada solo atinaba a decir, "a poco no es chido?",




A mi no me parece tanto, ven vamos a casa.


Ya me quieres parchar?, esperate!, se pone bueno esto, un
ratito, si?




La abracé y lentamente, aprovechando que no sabía ni donde
andaba la acerqué a la salida de emergencia, en un instante y con la ayuda de un
mesero salímos por ahí, rumbo a... donde sea, pero a mi casa nunca.


Entramos en un motel de mediana calidad, ella estaba un poco
menos peor, estaba con las piernas abiertas pués venía masturbándola en el
camino, ya venía bastante caliente, salió por su propio pie rumbo a la
habitación para tumbarse en la cama boca abajo, en esa posición levanté su falda
para admirar un culo realmente apetecible bajo una tanga algo gastada pero que
le ajustaba perfecto, haciéndola a un lado y con la protección necesaria abrí
sus nalgas buscando su orificio para penetrarla, cuando se dio cuenta, trató de
zafarse pero ya era tarde, le tenía la punta adentro y le decía que no la
lastimaría pero si se resistía la ensartaría de todos modos, se relajó y paró un
poquito el culo como para recibirlo mejor, poco a poco la penetré y después de
un momento comenzó a apretarme el pito, en respuesta empecé a moverme cada vez
con más fuerza, se relajó y también inició a moverse para terminar minutos
después de varios cambios de ritmo, algo verdaderamente exquisito, sin venirme
se lo saqué para después de cambiar protección ensartarla por su pucha
exquisitamente húmeda, ahí me percaté que se depilaba dejando una franja de
vello vertical, empezó un movimiento muy sensual que correspondí chupando sus
tetas que, si bién no son grandes si están un tanto firmes, erectas semejan
cuernos a punto de embestirte, comenzó a gemir cada vez más fuerte y tapándose
con una almohada gritaba como poseída, seguramente lo que se metió la hacía un
tanto más sensible que en la mañana, evité venirme pues deseaba un oral para
concluir esta sesión, la senté sobre la cama ella estaba más que caliente, pedía
que siguiéramos cogiendo, le prometí más si me daba una buena mamada, sin
protestar comenzó a hacerlo tanto mejor que la ocasión pasada en la cafetería,
se me antojaba mucho volver a penetrarla pero quería terminar y largarme a casa,
esta chica debía recibir más que sexo, ayuda profesional, pensaría algo pero
mientras ya no se me antojaba más nada con ella, le pedí apresurar el paso y
terminé pidiéndole tragara todo, así lo hizo para después tumbarse boca arriba
y, con las piernas abiertas, quedarse profundamente dormida.


C O N T I N U A R A . . .




Por favor vota el relato. Su autor estara encantado de recibir tu voto .



Número de votos: 4
Media de votos: 10.00


Relato: La Directora del Colegio
Leida: 22016veces
Tiempo de lectura: 13minuto/s





Participa en la web








Contacto
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Afiliados





























muchomas zorasPorno gratis la laguna azul al despertar pornohuerfanita relato eroticorelatos porno de madurosporno con adolecentesrelatos cuentos porno bdlol.ru el semental de las Mayenrelatos de sexo filial mi mama me dio su culoRelatos gay con mi padrinoMi hermanita relatos xxxrelatos porno de ginecologas lesvianas ahhhhhRelatos eroticos gratis incesto sobrina de 13 añitos primera vezrelato gay: mi padre me follaIncesto con la abuela relatadosalquilando a mi hija relatos pornorelatos porno maduras con jovenesrelatos porno de comadres y compadresheteros follandome folle a mi abielo relatos gay tias meadasfolladas despedidaFotos porno incesto hijitamujeres chupando penesuna amigas de mi comadre relato xxxrelatos eroticos le enseñe a mi hija mi penepono madurami inicio con mayores gayRelatos sexuales montando a caballo nenas en el campoRelato erotico mi suegro me desvirgomi pequeña putita de primaria relatos pornorelatos viole a mi comadre borrachaporno gratis zoofilia primera vezrelato porno- pequeña y curiosami hijita de 9 añitos relatoRelatos eróticos hombres que han desvirgado culitos gaysamistarium cubaLeer relotos porno de padre q le quito el virgo de culo a su hijame enamore de mi cuñado soy gayme enamore y me le entregue , relató gayrelatos de sxoRelatos eroticos sexo anal mimosRelatos mi vecinitorelatos eroticos y amor filial cogiendome a mi comadreIncesto con la abuela relatadosrelato erotico enculando a mis hijitas en el cineRelatos de nueras cachondasincesto ponosexo casual en la playa relatosrelatos eróticos gay mi tio y papa me desvirganRelatos eroticos de padre e hijarelatos con mi hermanita pequeña xxxrelatos eroticos 2perrosrelato porno oliendo las bragas de la abuelarelato desflorando bebe anos anal vaginalrelatos poringa culiando a la fuerza a pequeña vendedora nena cachondami vecinita de 7 qños relato pornoxxx masturbacionesgays ensartaldo relatosgays calientesWww.de relatos de incesto y amorfilialquinceañera masturbandoserelatos porno de peque colegialashttp://googleweblight.com/?lite_url=http://bdlol.ru/23-Zoofilia_7.htm&ei=KN36EAPJ&lc=es-419&s=1&m=529&host=www.google.com.br&f=1&gl=ar&q=la+primita+y+la+zoofilia++relatos++reales+de+sexo&ts=1535753441&sig=AIvIYWKrFbwSerTRIB4nhezxhVHQ1Fj4ewrelatos eroticos de incestorelato de abuelas xxx Relatos erotico mi hijo me abusa de mirelatos xxx con la vendedorarelatos eroticos en el transporte con mi comadreRelatos de incesto sexo con mí abuelaRelato Pornos De Dominacion A Chicos TodoRelatorelato porno mujer madura tiene sexo enbel cementeriohombres desnudos en las duchasrelatos eroticos macizorrasrelatos de sexo mi mujer y mis hijashttp://googleweblight.com/?lite_url=http://bdlol.ru/23-Zoofilia_56.htm&ei=oFUNK0ri&lc=es-419&s=1&m=230&host=www.google.com.br&f=1&gl=ar&q=Relatos+porno+zoofilia+orgias+con+perros&ts=1526584030&sig=APs-2GxPc85jB4inMSw-tydK20Ac7j0_Ngrelatoseroticos.com-incesto me a costeal lado y me lacojirelato porno un ladron nos follo ami y ami nina gozamoshttps://psiho-logik.ru/mp4hentai/relato41573_ruli-mi-putito..1.htmlxxcporno las mejores puñetasmama y yo le mamamos la polla a papa porno gay videorelato erotico comadre yesorelato con mi hijastraRelatos mis compañeros de clase me vieron desnudame gusta ver como se cogen a mi esposa relatoRelatos eróticosprimos adolecenterelatos eroticos mi hermana y su hija pequeñarelatos pornos orgia en familiaIncesto con la abuela relatadosporno criollasFotos porno incesto hijita